sábado, diciembre 06, 2008

Monosílaba


Me he dado cuenta que en estos últimos posts solo he hablado de mi adorado Silvio, no que no se lo merezca, pero pareciese ser que no tengo nada de que hablar, o bien mucho que decir y nada de deseos de hacerlo. Creo que para no caer en redundancias me he vuelto monosilábica.

Si, no, bien, mal, todo podría resolverse con esas palabras. Toda conversación siempre acaba después de dichas estas monosilábicas palabras, casi siempre funciona.

P: Ana tu bailas?
A: No


Fin de la conversación

Digo que ellos resuelven todo tipo de problemas, siempre me dejo caer en sus manos cuando las conversaciones se tornan superfluas o bien el interlocutor es superfluo (o cuando ambas cosas suceden), sin embargo, a veces hay que utilizarlas cuando uno se harta de oir la misma cosa una y otra vez y lanza un O.K repentino y súbito.

Esta noche/madrugada mi padre escucha a Verdi mientras yo reviso correos, y me dice que me ponga a analizar su Traviata, yo que no estaba en H.B puesto que la gripe me tiene hastiada estornudando hasta la coronilla, le dije padre SI para salir del paso. Me volvi al monitor que me esperaba con dos ventanas de messenger titilando mientras el don insistía. Les dije adiós y antes de cerrar las dos ventanas me despidieron con un Ok que lucia pálido con sinónimo de hartazgo de Ana. Bajé la pantalla y me puse a meditar. Creo que mi ley se me ha autoaplicado. Mejor dejo de hablar y me pongo de verdad a analizar aquello que H.B quiere que vuelva a escuchar.

Subí el monitor nuevamente y me conecte al blog, encontré un nuevo post interesante cuya autora es bastante cautivadora. Mejor me pongo a leer antes de escribir cualquier cosa que termine con monosílabas, si?

2 comentarios:

Troba dijo...

uno:
te quiero
y son
dos,
somos
tres,
y porqué
cuatro:
venite
hasta mi
cinco:
nosotros
seis:
vos
siete:
los dos
ocho:
amor,amor
nueve:
que me decís
diez:
....
-------------------------
besos grises, Ana de la isla.


PD. Silvio siempre inspira
http://trovadorsinsuerte.blogspot.com/search/label/Silvio%20Rodr%C3%ADguez

Ana Báez Sarita dijo...

Gracias desde la isla, un abrazo a la ciudad gris